//El día que relate un partido del 10

El día que relate un partido del 10

Antes que nada es mi deseo aclarar que no quiero entrar en polémica que si fue Colon y no Unión: El acontecimiento sucedió en el Brigadier López y si este amistoso se hubiese jugado en el 15 de abril, estaría escribiendo estas mismas líneas (con escenario diferente) donde pretendo reflejar los momentos vividos, los sentimientos en primera persona cuando me toco relatar un partido de Diego Armando Maradona en cancha de 11. Hay que entender que Diego era nuestro, patrimonio del futbol nacional, no hay que relacionarlo estrechamente con una sola camiseta, más allá que declaro siempre su amor por Boca

Ante semejante noticia que fue un terremoto a nivel mundial en el día de ayer, por estas horas todo el mundo habla de lo mismo. SD1° no podía dejar de reflejar en nuestra página algo que sea relacionado a Diego Armando Maradona, el mejor jugador de la historia argentina, mundial. Podríamos hablar de su vida, su exitosa carrera, sus historias, fotos, videos. No tenemos material propio y los colegas que lo tienen, han hecho excelente trabajos en sus medios para mostrar el mundo Maradona a fondo, material que vale la pena recorrer

SD1° tiene una mínima, ínfima porción de historia ligada a Diego: el 2 de agosto de 2008, Maradona vino a Santa Fe, de la mano de su amigo el «Turco» Mohamed, DT de Colon en ese momento a jugar un amistoso a beneficio. Si bien el partido era de neto corte sabalero, (Jugaban “Los amigos de Diego” vs “Leyendas sabaleras”) esto va más allá de los colores: Maradona jugaba sus últimos partidos en una cancha de 11, ver la magia en vivo, en una cancha, no tenía precio.

No fue por un partido oficial del futbol argentino. Ni por una Copa. Fue un amistoso, me hubiese gustado relatarlo por un partido oficial. En lo personal, recién arrancaba en el rubro relatos allá en el 2008 cuando el Diego vino a Santa Fe. Lo disfrute viéndolo desde lejos como jugador, y tenía la posibilidad de disfrutarlo como periodista. ¿Cómo dejar pasar esa oportunidad, por más que sea un amistoso? Son esos momentos únicos que no se pueden dejar de lado y que con el paso del tiempo se le va tomando más valor

Estábamos en la FM Chalet cuando nos enteramos que venía el Diego a jugar el amistoso, no dudamos en solicitar a las autoridades de la radio la posibilidad de transmitir el partido (Si no me equivoco, fue la única radio que relato el partido en vivo y en directo, el resto de los medios, que eran muchos, realizaron solo coberturas). Ya habíamos estado presentes en la conferencia de prensa en un hotel céntrico donde se presentó el partido. No llegue a tomarme una foto con el 10, sencillamente porque estaba en una radio chica, no tenía “amigos” o influencias para que me hagan llegar al menos cerca del astro, sumado a los cientos de filtros que lo rodeaba y dificultaba sacarme alguna foto como todo amante del futbol demanda

Camino a la cancha, se me cruzaron muchas cosas en la cabeza. Entre ellos el insulto a Cesar Luis Menotti cuando lo dejo fuera de la convocatoria al Mundial 78, las veces que madrugue para ver aquel juvenil campeón del 79. O aquel 22 de febrero de 1981 (día de mi cumpleaños) donde Diego Armando Maradona hacía su debut oficial en Boca Juniors por la primera fecha del torneo local, ante Talleres de Córdoba. Recordé el motivo del porque  desde 1982 me hice hincha de Barcelona. Si, era un amistoso, pero jugaba el Diego… ¿A quién no le gustaría relatar un partido del Diego aunque sea un encuentro de casados y solteros?

La terna arbitral estaba encabezada por el árbitro Gustavo “Colorado” Bassi, y los árbitros asistentes que lo acompañaron eran dos conocidos de LSF: Cesar Walker y Roberto Carreño. Con ellos he compartido muchos vestuarios cuando incursione mi carrera como árbitro y sentí una sana envidia hacia ellos, de estar allí más cerca de Diego Armando Maradona. Igual estaba en una cabina transmitiendo ese partido. Conociéndolo a los muchachos imagino que habrán disfrutado todo en esa mágica noche muy especial y hoy lo tendrán como un tesoro importante que lo llevaran en sus mejores recuerdos

Si bien el partido pasó a ser una anécdota, Maradona convirtió 2 goles aquella noche, y los grite como si fueran los goles a los ingleses o el gol de la final de México 86. Eran goles del Diego, ¿Cómo no cantarlos con esas ganas después de verlo ciento de veces detrás de una TV o en una cancha? Estaba pesado, le costaba correr, no era el mismo de años atrás, pero ese dominio de la zurda sobre la pelota, esa calidad, esa “caricia” permanente, ese toque distinto no lo había perdido, era parte de su genética, era el futbol en vivo, por eso es Diego Armando Maradona. Algo que llevare guardado en mis retinas para siempre

Por estas horas recuerdo que mi primer relato oficial fue un viernes 28 de marzo de 2008, cuando en una noche el sabalero recibió a Gimnasia y Esgrima de La Plata. El mismo Gimnasia y Esgrima de La Plata es el último club en la cual Diego trabajo como DT. No caben dudas a partir del 25 de noviembre de 2020 nace el mito, nace la leyenda. No fue por un partido oficial del futbol argentino. Ni por una Copa. Fue un amistoso, yo tuve la suerte de relatar un partido que jugo Diego Armando Maradona, gracias a Dios a esto se lo puedo contar a mis hijos, a mis nietos, a mi familia, a todos mis amigos… gracias al periodismo, hoy les puedo contar esta experiencia. Ante la noticia que sacudió al mundo, no quería dejar pasar el momento de reconocer mi admiración por Diego dentro del campo de juego. Eternamente, gracias por ser argentino.

Comparte este articulo!!